¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 27 el Lun Abr 29, 2013 7:54 am.
titulotitulotitulotitulotitulotitulo

¿Qué Culpa Tiene Fatmagül?, lo bueno y lo malo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿Qué Culpa Tiene Fatmagül?, lo bueno y lo malo

Mensaje por EduLin17Xever el Dom Mayo 29, 2016 4:44 pm


Introducción

El día de hoy acabó una de las telenovelas más interesantes que he visto en años: ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? La primera de índole turca transmitida en México y protagonizada por los actores Beren Saat y Engin Akyürek quienes se ganaron la fama mundial por este melodrama transmitido originalmente como una serie.

La historia tuvo una fuerte presencia en países con todo tipo de gustos, logrando concentrar aún más el mercado de las telenovelas turcas que empezaron a dominar hace muy poco en Latinoamérica.

Pareciera que las telenovelas turcas son telenovelas comunes, con diálogos normales y a veces hasta de romanticismo clásico, pero en realidad, más allá del éxito que tienen con sus parejas perfectamente hechas y con buena química, también incluyen un debate con selectivos temas de aportación. ¿Quién dice que la telenovela no aporta, educa o informa? ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? fue la máxima expresión a ello.

El juicio final

Hace tiempo que no hablaba de un final como tal. ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? tuvo un desenlace muy fuera de lo habitual. Se trató de una extensión dramática de lo ocurrido en la víspera de la violación de Fatmagül (Beren Saat). Fue algo completamente innovador y hasta estremecedor.

Era como volver a los primeros capítulos. Tal cual no parecía final de domingo y me enganchó ver “el origen” de nuevo. Hábilmente las secuencias se terminaron intercalando con el juicio contra Erdogan (Kaan Taşaner), Selim (Engin Öztürk), Münir (Murat Daltaban), Reşat (Musa Uzunlar), Kerim (Engin Akyürek) y Mukaddes (Esra Dermancıoğlu). Estos dos últimos terminaron libres o casi libres de los problemas legales, mientras que los demás fueron sentenciados a prisión, siendo Erdogan el que obtuvo la mayor sentencia: 21 años. Fatmagül terminó frente a la prensa emitiendo de manera firme un mensaje contra los violadores y deseando que su caso fuera el último

Ya no hubo vuelta atrás. “Lo que pasó, pasó”, pero gracias a ello Fatmagül encontró el gran amor de Kerim. Vimos a ambos disfrutar de su embarazo y aunque todo pudo terminar en un beso, al final nuevamente se hizo consciencia de los derechos humanos, cuando al preguntarle a ella si esto había terminado, la joven acaba mencionando varios casos recientes de violación ocurridos en Turquía.


El mensaje más reflexivo

Quien diga a estas alturas que el melodrama a fuerza debe ser la “cenicienta” tonta y tarada que se tiene que casar con el rico para ser feliz, es que no sabe en qué siglo vive. Además es necesario comprender que la telenovela cada vez evoluciona a pasos agigantados, a pesar de Televisa o Telemundo quienes se han estancado en lo mismo, con contables excepciones.

Fue un final con un mensaje único a favor de los derechos humanos y de la mujer. ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? fue un proyecto de campaña para erradicar los males que tienen que pasar miles de jóvenes violadas. Realmente se trató de un desenlace con mucha objetividad, sustento e información para los demás.

Ya hay muy pocas telenovelas que cierran con finales épicos y respetando el mensaje que dieron en todo el proceso que llevaron durante meses. Esta fue una de las excepciones, su final puede competir con los de Avenida Brasil, Rastros de Mentiras, Preciosa Perla, Cuna de Lobos y Para Volver a Amar entre otros melodramas.


Lo bueno

Cabe destacar que las actuaciones de todos siempre fueron muy destacadas. Aquí no se veían tintes de sobreactuación, ni de gente que a leguas no sabe nada de lo que es actuar, como podemos ver en ciertos proyectos al aire. Al contrario, todos se ve que repasaron trances, problemáticas e inspiraciones para darle vida a los personajes, incluso, la actriz que interpretó a Perihan, Deniz Türkali, debió sentirse orgullosa de estar en la versión más moderna, concisa y social de la obra escrita por su padre Vedat Türkali.

En México ya se cree que cualquiera puede hacer telenovelas, incluso en Miami, Venezuela y otros lados, piensan que el pueblo es tan idiota para consumir cualquier cosa, sin embargo, se nota que en Turquía, a pesar de seguir la línea del romance, llegan a un trasfondo y análisis sublime mostrando escabrosos temas que en muy pocos lados se tratan.

Claro, Turquía igual está limitada en cuanto a temas, pero si nos ponemos en los zapatos de su cultura, tenemos algunos que son sumamente delicados y en los que es necesario entrar a profundidad. ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? que a simple vista podría ser una historia equis o igual a muchas, contiene un sentido de estudio aplaudible, sus adaptadores vaya que se sacaron el 10 con esta historia.


Cada personaje estaba escrito de una forma sensacional. Había escenas metafóricas, literarias, era realmente como ver uno de esos libros pasados a la televisión con una finura que muy pocas historias tienen.

Entre los personajes que encontramos debemos aplaudir a la pareja protagónica bien lograda de Fatmagül y Kerim, unos antagonistas atípicos y despiadados, pasando del radical Mustafá (Fırat Çelik) a una simpática Mukkades pero sin olvidar a la desagradable y disfuncional familia Yaşaran.

Podría elogiar uno por uno a los actores que estuvieron en el proyecto, la profundidad de sus personajes, el estilo impreso, pero eso lo dejo a varios colegas que forzosamente tienen que hablar de esta trama.

Yéndome a cuestiones técnicas, que bárbara banda sonora, caracterización de personajes y el transcurso de producción de principio a fin.

Lo Malo

La recta final de ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? sinceramente me quedó a deber. Desde la muerte de Mustafá parecía que todo ya estaba prácticamente arreglado. Sólo descubrieron la maldad interna de Mukaddes más no toda y después ocurrió la llevada a prisión de Selim, de ahí en fuera, todo ya estaba solucionado hasta llegar al reflexivo final.

El personaje de la inglesa Kristen Norton (Clare Frost) pintó muy poco en toda la trama. Seguro que contando capítulos, no llega ni a una cuenta razonable, no me la pinten como el triángulo amoroso de los últimos capítulos, por favor, eso sin contar la mala realización del doblaje de su personaje.

Respecto a locaciones, escenarios, ambientación, pues ¿Qué Culpa Tiene Fatmagül? es de entenderse que no está al nivel en este sentido de producciones brasileñas, lo que sí se puede resaltar es la naturalidad.

Conclusión

Duro pero seguro. Ante periodistas hablando a diestra y siniestra de estrenos y finales de telenovelas de Televisa, que muchas de ellas ya no aportan ni el más mínimo sentido de reflexión o identificación social, ¿Qué Culpe Tiene Fatmagül? estuvo aquí todo el tiempo demostrándonos lo que es un melodrama de calidad, que por algo ha paralizado ciudades enteras.

No hay más que decir, fue de las historias más destacadas del año, de las que puedo considerar que han dejado un legado histórico y esperemos que sigan así las producciones extranjeras que TV Azteca vaya transmitiendo.

avatar
EduLin17Xever

Mensajes : 457
Fecha de inscripción : 04/03/2014
Edad : 23

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.